http://googleping.com Google+

domingo, 22 de abril de 2018

"UN LUGAR TRANQUILO": Crítica de cine en pocas palabras



¿Conocéis ese refrán que dice que en el país de los ciegos, el tuerto es el rey? Pues esa es la explicación más plausible que he encontrado para el tremendo éxito que Un lugar tranquilo ha tenido allende los mares y también está teniendo por estas latitudes.
Aquí en Galicia solemos decir que O que nunca tivo nada, e agora ten un porquiño, anda todo o día, currichiño, currichiño, lo que aplicado a esté caso concreto se traduce como que estamos tan faltos y deseosos de ver buen cine de terror que todo aquello que esté un poco por encima de la ingente cantidad de bodrios y producciones de serie B que nos invade los últimos tiempos, lo veneramos como si de ello dependiese la salvación de nuestras almas.

No se trata de que Un lugar tranquilo sea mala buena película, pero buena tampoco puedo decir que sea. Es aceptable, simple y llanamente. Tiene un inicio genial y su premisa es más que interesante, pero su desarrollo está lleno de lagunas que exigen demasiada complacencia por parte del espectador para aceptar las, demasiado a menudo, cuestionables decisiones de los personajes, las cosas que suceden sin motivo aparente y las situaciones poco verosímiles a pesar de encontrarnos ante una cinta de terror fantástico.

Aún así, la película cuenta con varios momentos brillantes y un final genial, aunque no es suficiente para poder decir que nos encontramos ante una gran cinta del género.

Ya fuera de lo que es la propia historia, en el apartado interpretativo nos encontramos con un reparto solvente en el que destaca la siempre impresionante Emily Blunt. Recordemos, además, que el actor protagonista, John Krasinski, también dirige el film.

A nivel técnico, la película destaca por su cuidada ambientación, un trabajo de fotografía magnífico y un grandísimo trabajo con el sonido, algo a destacar e una cinta en la que el silencio es casi un personaje en sí mismo.

Lo mejor: El principio y el final. La idea básica de la historia. Su tramo final es emocionante, lo mejor de la cinta. Emily Blunt. Su tratamiento del silencio.

Lo peor: Exige que el espectador pase por alto demasiadas cosas que no acaban de tener sentido, especialmente en lo que se refiere a las decisiones de los personajes. Su primera mitad me resultó demasiado lenta, esto no sería malo en sí mismo si no fuera porque dicha lentitud no ayuda a generar tensión.

La frase: "¿Quienes somos, si no podemos protegerlos?"

Nota: 6/10

1 comentario :

  1. Te dejo mi análisis en YouTube: https://youtu.be/R5atfjInGX8

    ResponderEliminar